Imprimir esta página
Jueves, 15 August 2019 18:50

FLIP presenta queja ante el CNE en contra de Carlos Caicedo

FLIP presenta queja ante el CNE en contra de Carlos Caicedo Claudia Rubio, EL TIEMPO

El 15 de agosto, la Fundación para la Libertad de Prensa -FLIP- presentó una queja ante el Consejo Nacional Electoral para que adopte las sanciones correspondientes en contra de Carlos Caicedo, candidato a la Gobernación de Magdalena, por violaciones a la libertad de prensa.

Los días 14 y 15 de agosto, Caicedo publicó en su cuenta de Twitter dos videos en los que hace señalamientos en contra de periodistas y medios de comunicación que van en contra de los estándares constitucionales e interamericanos que lo obligan como ex funcionario y como aspirante a un cargo de elección popular a ser tolerante a la crítica y a mantener un discurso que no exponga a la prensa a mayores peligros. Esto, por supuesto, no implica que Caicedo no pueda criticar a la prensa, sino que debe hacerlo manteniendo un ambiente favorable para el ejercicio del periodismo  y recurriendo a la solicitud de rectificación cuando corresponda.

Según la Corte Interamericana de Derechos Humanos, los funcionarios deben cuidar que sus palabras no acerquen a los periodistas al peligro, al ser leídas como autorizaciones o incitaciones a la violencia. En el caso Ríos y otros v. Venezuela esta corte sostuvo que:

"las personas que trabajan para determinado medio de comunicación social pueden ver exacerbadas las situaciones de riesgo a las que normalmente se verían enfrentados, si ese medio es objeto de discursos oficiales que puedan provocar, sugerir acciones o ser interpretados por funcionarios públicos o por sectores de la sociedad como instrucciones, instigaciones, o de cualquier forma autorizaciones o apoyos, para la comisión de actos que pongan en riesgo o vulneren la vida, seguridad personal u otros derechos de personas que ejercen labores periodísticas o de quienes ejercen esa libertad de expresión”

Es importante señalar que las responsabilidades de los medios de comunicación son posteriores, y no previas, a la publicación. Sin embargo, Caicedo pretende desde ya hacer responsables a los medios por publicaciones que no se han hecho. Siguiendo la tendencia de algunos líderes nacionales y mundiales, lo que se busca con este tipo de mensajes es generar en los ciudadanos la idea de que toda crítica es su contra es falsa y malintencionada.

En este sentido, en su Declaración Conjunta Sobre Libertad de Expresión y "Noticias Falsas”, Desinformación y Propaganda, los relatores especiales de libertad de expresión de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Organización de los Estados Americanos (OEA), la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) y de la Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos (CADHP) expresaron su alarma por las autoridades públicas que “denigran, intimidan y amenazan a los medios de comunicación, entre otras cosas, manifestando que los medios son ‘la oposición’ o ‘mienten’ y tienen una agenda política encubierta, lo cual agrava el riesgo de amenazas y violencia contra periodistas, mella la confianza y la creencia del público en el rol de vigilancia pública del periodismo y podría confundir al público difuminando los límites entre la desinformación y los productos de los medios de comunicación que contienen datos susceptibles de verificación independiente”.

La FLIP hace un llamado a Carlos Caicedo para que se abstenga de emitir mensajes estigmatizantes contra la prensa. Así mismo, hace un llamado al Consejo Nacional Electoral para que resuelva prontamente la queja presentada y proteja el derecho fundamental a la libertad de prensa en tiempos electorales.