Fundación para la Libertad de Prensa - FLIP

Logo Flip

 
Viernes, 03 February 2006 02:00

Amenazada periodista en Florencia, Caquetá

Después de denunciar persecuciones y amenazas en su contra, la periodista Olga Cecilia Vega salió de Florencia, capital del departamento de Caquetá al sur del país, el pasado 1 de febrero. En octubre de 2005, la periodista publicó en el diario estadounidense 'The New Herald' una entrevista con el líder guerrillero de las FARC 'Raúl Reyes'.

El pasado 28 de enero, dos desconocidos ingresaron a la gerencia del hotel en el que se hospedaba Vega y le advirtieron a la gerente: "Dígale a esa guerrillera que tiene 48 horas para salir de Florencia". Días antes a esa visita se habían recibido varias llamadas en el mismo sentido, donde además amenazaban con hacer explotar el hotel si la periodista no abandonaba la ciudad.

Además de las llamadas, por la misma época Olga Cecilia Vega había recibido una extraña visita de dos sujetos a su oficina en el Instituto Departamental de Salud de Caquetá. Los vigilantes de la entidad le confirmaron a la periodista que los hombres la habían esperado y habían preguntado por ella en reiteradas ocasiones.

Antecedentes

La periodista cubrió para RCN Radio el proceso de paz con la guerrilla de las FARC en la zona de despeje de San Vicente del Caguán, durante el gobierno de Andrés Pastrana (1998-2002). Ella considera que a partir de ese momento los organismos de seguridad del Estado comenzaron a vigilarla.

En el 2002 fue víctima de dos atentados en Florencia y Neiva que la obligaron a salir del país. A su regreso intentó reanudar sus labores periodísticas y asumió la dirección de un noticiero radial en Neiva. Al día siguiente de la primera emisión del noticiero, las puertas de la emisora amanecieron pintadas con la sigla 'AUC' (Autodefensas Unidas de Colombia). Luego fueron recibidas varias llamadas en las que le decían a la periodista: "HP, le vamos a quebrar el culo". Por este nuevo hecho la periodista volvió a salir del país.

Después de varios meses en el exilio, Olga Cecilia decidió regresar a Colombia y empezó a trabajar con la Secretaría Departamental de Salud de Neiva. Entonces algunas personas le informaron que habían estado preguntando por ella en los alrededores de la oficina, y que algunas veces habían pagado por información sobre su paradero.

A finales de marzo de 2005, fueron capturados dos sujetos a quienes les incautaron armas de fuego y una cámara de video. Vega fue llamada para identificar a los sujetos y ver el video confiscado, donde se encontraban registrados todos los recorridos de la periodista en enero, febrero y marzo de ese año.

Pese a lo contundente de las evidencias, días después los individuos fueron dejados en libertad. Vega le dijo a la FLIP que las autoridades de Neiva le manifestaron que estas personas evidentemente le "estaban haciendo inteligencia". A pesar de estos hechos, las autoridades no formularon ninguna sanción y se quedaron con los videos confiscados.

Según la periodista, después de la publicación la entrevista con el líder guerrillero, en octubre de 2005, los organismos de seguridad del Estado comenzaron a seguirla, y manejan la hipótesis de que ella es compañera sentimental de 'Reyes'. Así, la consideran una pieza clave para darle captura.

Según varios colegas le confirmaron a la FLIP, la situación de Olga Cecilia Vega es preocupante, más aún cuando las sospechas apuntan a que los organismos de seguridad del Estado están relacionados con los hechos.

* * *

Los periodistas no pueden ser estigmatizados por las fuentes que consultan o por los temas que abordan. Los funcionarios públicos son los primeros agentes de la democracia que deben defender la libertad de prensa, reivindicar sus principios y hacerlos respetar.

La FLIP le solicita a la Policía Nacional, al Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) y a los demás organismos de inteligencia y seguridad del Estado que establezcan si funcionarios públicos de alguna de esas entidades están involucrados con las amenazas y seguimientos a la periodista. De la misma manera, exhorta a la Fiscalía General de la Nación para que investigue las múltiples denuncias instauradas por Olga Cecilia Vega.